martes, 10 de marzo de 2015

Criadero de mojarra en San Pablo Ameyaltepec, proyecto único en su tipo en la región



TEPEXI DE RODRIGUEZ. Pue.- Marzo 10.-"Los sueños son esperanza y con trabajo todo se puede". Así se expresó Mireya Vázquez Hernández, una de las cuatro beneficiarias de PROSPERA Programa de Inclusión Social en Puebla que están a punto de comercializar mojarra tilapia producida en la región de Tepexi de Rodríguez, proyecto único de su tipo en la zona.

Ella narra que en un principio invitó a 28 personas para conformar un equipo de trabajo, pero sólo fueron tres las que decidieron emprender la labor de integración de la propuesta y presentarla ante el Gobierno Federal, al considerar que es una manera de aprovechar el clima favorable de la comunidad de San Pablo Ameyaltepec, así como la disponibilidad de agua del lugar.

El proyecto fue aprobado y las beneficiarias recibieron en septiembre apoyo para la adquisición de diez mil crías, alimento para las diferentes etapas de crecimiento, celdas solares para mantenimiento, así como baterías, y bombas para oxigenar el agua. Por su parte, ellas aportaron la mano de obra para la construcción de once estanques y recibieron asesoría profesional para garantizar el óptimo arranque del criadero.


Con la participación directa de las mujeres en sus proyectos, PROSPERA deja atrás el tradicional asistencialismo a través de una nueva forma de inclusión social y productiva que promueve el activismo de los participantes, así como la llegada de beneficios a comunidades remotas, a donde nunca se habían acercado los programas sociales.

Tal es el caso de Mireya Vázquez, Angelina Tobón, Olga Tobón y Adalberta Mejía, quienes con 120 mil pesos aportados por el Gobierno Federal y el respaldo mutuo han cuidado de los alevines, procurado su comida, la limpieza de tanques y sacado adelante hasta ahora exitosamente su propuesta, que va más allá de un proyecto, ya que el objetivo es transformar su vida a través de la inclusión social y laboral.

Para que los beneficiarios de PROSPERA sean capaces de generar ingresos por su propia cuenta, disminuya su dependencia de las transferencias de los programas sociales y se facilite su ingreso al mercado laboral, las familias pueden presentar propuestas que les garanticen a futuro ingresos autónomos y sostenibles.

Ése es precisamente el sueño de este grupo de mujeres, que se considera en términos laborales igual que los hombres, toda vez que "intentándolo, todo se puede; los sueños son esperanzas y yo tengo muchos sueños con este proyecto", afirma Mireya.

Consideran que el recurso entregado por el Gobierno Federal es "sólo un apoyo, no una manutención y si no lo cuidamos, se va, por lo que hay que darle buen uso para mejorar nuestra calidad de vida". Por su parte, Angelina Tobón recordó que tienen que hacer buen uso de los apoyos, "pues son sólo para salir adelante y lograr un medio de vida, que dentro de un par de años ya no tendremos".

En la actualidad, los peces ya están separados en estanques, de acuerdo con su tamaño, ya que ahora tienen nuevas crías y las iniciales están a punto de lograr los 500 gramos, peso ideal para su comercialización. Con su venta, se logrará el objetivo de PROSPERA, promover el crecimiento, la independencia económica y mejorar las condiciones de vida de los mexicanos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario