martes, 8 de octubre de 2013

Llega Antorcha Guadalupana a Tepexi


Nota publicada por Sexenio Puebla
por Staff Sexenio 

  • Decenas de personas la recibieron en el atrio parroquial durante la tarde de este martes.

Como cada año, después de doce años consecutivos llegó nuevamente la Antorcha Guadalupana a Tepexi de Rodríguez, donde decenas de personas la recibieron en el atrio parroquial durante la tarde de este martes.

Procedente de Tehuacán, en su recorrido por la entidad poblana, con destino a la catedral de San Patricio en la ciudad de Nueva York, en Estados Unidos de Norteamérica, la Antorcha Guadalupana llegó nuevamente a Tepexi, misma que era portada por muchos de los pobladores de esta región de la mixteca poblana y, a su llegada fue recibida por autoridades parroquiales y muchos de los feligreses, quienes una vez más recibieron y portaron el pebetero que simboliza la hermandad y el acercamiento entre los mexicanos radicados en la Unión Americana con sus familias que radican en sus lugares de origen en México, donde la mixteca poblana no es la excepción.

De esta manera, la Antorcha Guadalupana fue recibida por los habitantes de esta región, y tras una serie de actos de religiosos en el templo parroquial, reflexiones sobre la dignidad de los migrantes que han dejado sus tierras, y la esperanza de sus familias quienes se quedaron de que algún día puedan volver a verlos otra vez, la Antorcha que está acompañada de dos grandes imágenes, una de la Virgen de Guadalupe y otra de San Juan Diego, pernoctaron durante la noche en el templo parroquial para continuar su viaje este miércoles hasta Izúcar de Matamoros.

La Antorcha Guadalupana, misma que durante su trayecto procedente de varias poblaciones de otras entidades del Estado de México, Guerreo, Oaxaca, entre otras, llegó nuevamente con los tepexanos, quienes como cada año la reciben con cariño para, de alguna forma, estar en contacto directo con sus familiares que salieron de estas tierras de la mixteca hacia los Estados Unidos, en busca de un mejor porvenir, y donde muchos de ellos llevan años sin poder regresar.

Cabe mencionar que la Antorcha durante el recorrido es portada por una serie de personas de cualquier edad, condición y creencia social, con el único sentimiento de hermandad con quienes están afuera de su patria, y viceversa, de éstos con sus seres queridos que están en México.